jueves, 30 de octubre de 2008

La revolución verde

Muy en la línea de las ideas de Thomas Friedman, Ban Ki-moon propone una nueva revolución verde, para tratar conjuntamente la crisis económica y la medioambiental. Como todas estas iniciativas, muy interesante y bienvenida, y de hecho las ideas y mensajes que lanza son todos bastante válidos y vale la pena perseguirlos. Pero también como siempre, me surgen dudas sobre los detalles. Por ejemplo,
The plan urges world business and political leaders, including a new US president, to help redirect resources away from the speculative financial engineering at the root of today’s market crisis and into more productive, growth-generating, and job-creating investments for the future.
Lo de que sean más generadores de empleo puede ser, pero si fueran más productivos y más generadores de crecimiento, esto ya lo habría hecho el mercado por sí mismo, que no deja pasar estas oportunidades...Quizá lo que quiere decir es que son más productivos "socialmente", que los fallos de mercado (como el descuento del futuro, o las externalidades ambientales) lo impiden, y que por tanto hay que ayudar, y en ese caso le doy toda la razón...No sé, creo que hay que tener cuidado con estas cosas. Está bien corregir externalidades y fallos de mercado, tratar de levantar barreras, pero hay que tratar de mantener las intervenciones públicas en el marco de la racionalidad económica.

1 comentario:

Marcelino Fuentes dijo...

Hola. Hablas de los puestos de trabajo como si fuesen algo positivo. Pero los puestos de trabajo son un coste, no un beneficio.